Huertos urbanísimos en Ginebra

La pasión por ‘le jardin potager’, no tiene fronteras, hoy os queremos enseñar lo que en Ginebra no es una excepción, sino lo habitual. La mayoria de ciudadanos intenta aprovechar los pocos meses de buenas temperaturas que tienen por estas  tierras centroeuropeas, asi como cualquier espacio para montar su pequeño huertecillo en patios, balcones i entradas de casas. Los supermercados de la zona sabiendo de la afición de sus clientes estan preparados para suz necesidades, disponiendo de sección jardineria-huerto con materiales, tales como sustratos, adaptados a las pequeñas dimensiones de los huertos, cualquier rincón es válido para colocar un tomatera…..
Nosotros haciendo gala de nuestro nombre, hemos hecho periodismo de investigación paysagea-ndo por el barrio de Servette, alli hemos seguido el huerto que os vamos a mostrar en plena calle, para disfrute de su dueño y de los viandantes.

image

image

image

image

El huerto alpino – Jardin potager alpin

En tierras dominadas por las nieves los huertos de montaña repiran frescor y pureza. Estamos en Stechelberg, a los pies del Jungfrau en una zona de climas rudos con largos inviernos. Donde crear un huerto no es cosa fácil, ya que el verano es corto, pero sus habitantes no renuncian a cultivar sus propios vegetales, aqui teneis una pequeña muestra

image

image

En breve más entradas sobre jardineria y huertos alpinos…

PASEOS POR GINEBRA: UN PASEO POR LE QUAI DE MONT BLANC Y EL PARQUE LA PERLA DU LAC

Hoy vamos a dar un paseo por el Quai de Mont Blanc y por el parque de la Perla du Lac, justo cuando bajamos la Calle Mont Blanc antes de cruzar el puente del mismo nombre, deberemos girar a la izquierda para enfilar el Quai de Mont Blanc también conocido por sus hoteles de lujo y las tiendas de relojes, pero hoy vamos a hacer una actividad diferente que es admirar los numerosos macizos de flores que se encuentran en todo el paseo, siendo este la puerta de entrada al Parque La perla du Lac, donde encontraremos algunos de los espacios más bellos de la ciudad.

Aujourd’hui, nous avons faire une promenade le long de le Quai du Mont Blanc et le Parc de Perle du Lac, juste au moment où nous sommes descendus du Rue Mont-Blanc, avant de traverser le pont du même nom, nous tournons à gauche pour aligner le Quai du Mont Blanc également connue pour ses hôtels de luxe et les magasins de montres, mais aujourd’hui, nous faisons une activité différente, c’est-à admirer les parterres de fleurs de nombreuses trouvés tout au long du trajet et cette passerelle du Parc de la perle du Lac du, où l’on trouve certains des plus beaux de la ville.

Multitud de decoraciones florales adornan e iluminan las áreas verdes de la ciudad de Ginebra.

Son más de 400.000 plantas mantenidas por el Servicio de Espacios Verdes y unos 40.000 rosales que florecen cada año en la ciudad de Ginebra. Regularmente nuevas variedades y especies son probadas.

Los diferentes tipos de decoraciones florales que encontramos en la ciudad se pueden agrupar en:

  • La mosaicocultura, que consiste en representar diseños a través de pequeñas plantas o flores como ejemplo tenemos el reloj floral  que adornan el Jardín Ingles y algunas fuentes que sorprenden agradablemente por su presencia fuera de las zonas de césped
  • Los macizos de flor principalmente utilizados en los muelles, estos macizos son formados por plantas anuales y bianuales y son cambiados dos veces por año.
  • Los macizos de rosas, concentrados en el Parque La Grange, en el Parque des Franchises y en el muelle Gustave Ador
  • Las praderas floridas, situadas en los espacios periféricos y compuestas por flores vivaces, que ofrecen un pequeño pedazo de campo
  • Las praderas anuales que son mezclas de estas plantas que florecen mucho debido a que se siembran cada año.

Pero no nos desviemos de nuestro objetivo, hoy nos toca pasear, ya nos encontramos en el Quai de Mont Blanc, es la zona situada en el margen derecha del lago Leman justo antes de cruzar el puente de Mont Blanc,. Una vez pasados los baños de Paquis no solo observamos la multiculturalidad de la ciudad de Ginebra en estado puro con su mezcla de gentes sino que empezamos a admirar unos llamativos macizos de flor.

Los colores elegidos para el verano han sido tonos cálidos, como se observa en las imágenes se tiende a marcar distintos niveles dentro del macizo y a crear volúmenes mediante las distintas especies.

Le quai de Mont Blanc

 Al finalizar el Quai de Mont Blanc entramos en los parques Mon Repos y Moynier y en su prolongación encontramos La Perle du Lac, que debe su nombre a la mujer de Rodolphe Wilsdorf, fundador de los relojes Rolex. Fue ella quien exclamó “Esto es la perla del lago” al descubrir el punto de vistas idílicas que ofrece el parque sobre el Lago Léman.

Le Parc de la Perle du Lac

El primer macizo de flor que encontramos en la Perle du Lac se encuentra casi escondido detrás de un edificio, se combinan con elegancia colores blancos y rojizos y al igual que en el Quai de Mont Blanc se utiliza el Ensete ventricosum para los niveles más altos.

Si continuamos andando llegamos hasta una gran pradera donde su pendiente es perfecta para colocar los macizos serpenteantes que se entrecruzan una de las joyas florales de este parque.

No sé a qué punto se refería la señora Wilsdorf pero yo creo que deben ser estas vistas, dónde además en los días despejados se puede observar el Mont Blanc.

Y hasta aquí ha llegado nuestro paseo de hoy, ya que nos tenemos que quedar en el cine de verano «Cine Transat » que se celebra en este mismo Parque, nos despedimos hasta el próximo paseo……

No sin mi huerto 2: Métodos sostenibles de desinfección de la parcela mediante “SOLARIZACIÓN”

Ahora que llega el veranito os queremos contar una técnica fácil y sostenible que es necesario realizar para tener desinfectado nuestro terreno.

Definición: La solarización es una técnica  de desinfección del suelo «No contaminante» que aprovecha la radiación solar. Su eficacia  se puede mejorar mediante la combinación con productos químicos u orgánicos, hasta conseguir niveles comparables a los mejores sistemas de desinfección del suelo

En que consiste: La Solarización consiste en el calentamiento,  mediante la radiación solar, de un suelo  húmedo o en tempero con un acolchado  don polietileno transparente  de 100 a 200 galgas.

Cómo se hace

1.El suelo se prepara mediante una labor profunda con subsolador, seguida de pase de rotovator para romper los agregados (terrones).

2.Se señalan y abren con motocultor o a mano los surcos para enterrar los bordes del plástico tan profundamente como se pueda, y así evitar que el viento los arranque.

3. Las láminas se unen de manera continua a la manera de un libro, para evitar zonas sin Solarizar.

4.Si no hay suficiente humedad se puede regar bajo el plástico por inundación o mediante líneas de goteros.

5.La Solarización debe durar 30 días como mínimo, pero se recomienda 45 días. El grosor de la lámina depende del viento de la zona y si es dentro o fuera de invernadero

Cuando se hace: La mejor época es durante los mese de Julio y Agosto (de primeros de Julio a mediados de Agosto).

GINEBRA Y SUS RELOJES – L’HORLOGE FLEURIE

El más célebre de los relojes ginebrinos es sin duda el Reloj Floral del Jardín Inglés. El Reloj Floral combina a la perfección el saber hacer de la relojería y la botánica. Creado en 1955, este reloj es una referencia en todo el mundo.

La plus célèbre des horloges genevoises est sans conteste l’horloge fleurie du Jardin anglais.L’horloge fleurie allie à la perfection les savoir-faire horloger et botanique. Créée en 1955, cette horloge florale reste une référence dans le monde entier.

Uno sabe que los relojes suizos gozan de fama y prestigio internacional pero es menos conocido que la cuna de la relojería helvética, Ginebra, debe la expansión de esta actividad a que en el S. XVI, el riguroso teólogo Calvino impuso su código moral prohibiendo a la población el lucir joyas.  Por los que los orfebres  tuvieron que buscar otras actividades para poder vivir de su oficio. De esta necesidad nació una simbiosis con la relojería.

Por todo esto no es de extrañar que Ginebra posea el famosamente conocido reloj floral, símbolo de una industria relojera ginebrina mundialmente conocida, situado en el límite del Jardin Anglais desde el 1955, es a la vez una mezcla de técnica y belleza.

En este reloj se conjugan perfectamente el saber hacer de la relojería y de la botánica, actualmente aún es una referencia en todo el mundo a pesar de que con sus 5 metros de diámetro ha dejado de ser el más grande del mundo desde la creación en 2005 del reloj floral de Teherán, Irán de 15 metros de diámetro.

Alrededor de 6.500 flores son utilizadas para la decoración del reloj, realizándose cambios en cada estación. Este mosaico vegetal, sufre 4 cambios anuales, asociando las plantas para crear espacios coloridos. Las agujas también se cambian de color según la estación y las floraciones.

El célebre reloj, creado en 1955 por el Servicio de Parques y Jardines de la Villa de Ginebra, ha sufrido a lo largo de los años cambios, entre las modificaciones más exitosas, destacar en 2002 el aumento de cuadrantes de 1 a 8, gracias a la intervención del pintor Josée Pitteloud y del esculor Jean Stern. Los dos artistas trabajaron en colaboración con el Servicio de Espacios Verdes.

Actualmente estoy haciendo un trabajo de investigación recogiendo fotografías de cada cambio de flores que espero poderos mostrar en breve.